viernes, 22 de enero de 2010

Judíos y cristianos ofrecen una respuesta común a la crisis ecológica

Estas son de esas noticias que me encanta reproducir, por lo que significa para el bien de todos. Ojala les hiciésemos caso:

"No todo lo que es técnicamente posible es moralmente aceptable --advierten--. Esta conciencia garantiza que todo aspecto del progreso humano promueve el bienestar de las generaciones futuras y santifica el Nombre Divino, y del mismo modo su ausencia lleva a consecuencias destructivas para la humanidad y para el ambiente y profana el Nombre Divino".


Leed la noticia en Zenit.org.
Publicar un comentario